Aromas & sabores

Plantas aromáticas, aceites esenciales,recetas de cocina, cosmetica natural, todo sobre aromas y sabores

La historia del té en Marruecos

Noufissa kessar Raji, relata en su libro “l’art du thé au Maroc”, la historia de la introducción del té en Marruecos. El té fue introducido por primera vez en Marruecos, a la corte del sultán Moulay Ismail (1672-1727). Se cuenta que la reina Anna de Inglaterra (1665-1714) pensó que: “dos grandes fuentes a té de cobre y un poco de té de buena calidad “serian el regalo ideal para ablandar el corazón del sultán de marruecos que tenia setenta y nueve prisioneros de guerra Ingleses.. Ben Aicha, embajador del sultán Marroqui a la corte de Louis XIV,lo pedía constantemente al negociante parisino Jourdan que entretenía relaciones comerciales con Marruecos. A lo largo del siglo XVIII, el té acompañaba siempre a las misiones diplomáticas inglesas, holandesas o escandinavas. Noufissa Kessar escribe :”En 1718, el cirujano ingles William Lempiere llamado a la corte del sultán Sidi Mohamed se sorprende al ver que el te se sirve, y en magnificas y diminutas tazas de porcelana de la india, en muy pequeñas cantidades, pero demuestra que lo consumen. Un té delicioso comentara, que se alarga por lo menos dos horas. Solo los ricos lo pueden consumir dado su escasez..”
Son los holandeses los primeros que realizaron en 1606, el primer transporte de te, con destino a Ámsterdam. En esta época se intercambiaban salvia contra té. Una carga de salvia contra tres de té. Los holandeses pensaban que la salvia iba a conquistar Asia. Pero fue lo contrario El té conquisto Europa. El té penetra primero en Francia con Louis XIII, en 1636 pero solo es consumido en círculos muy cerrados. Seduce Francia y luego a Inglaterra, pero sigue siendo un producto exclusivo reservado a la elite. La sociedad se entusiasma con esta nueva bebida, pero quedara reservada a la aristocracia durante casi dos siglos hasta que la burguesía acceda a ella. El consume del té se expande entonces a los salones literarios y todos los lugares mundanos. Seguidamente se democratiza esta deliciosa bebida y conquista el mundo.
Los negociantes en te británicos, cuando vieron caerse e el mercado eslavo en el momento de la guerra de Crimea , se volvieron hacia Marruecos. Fueron los puertos de Tánger y Mogador (actual Essaouira) que recibieron en depósito grandes cantidades de té, que se dedicaron a comercializar por todo el territorio. Fue cuando el consumo de té se popularizo y empezó a tocar todas las capas de la sociedad. Los marroquíes recibieron con mucho placer este té que suaviza la infusión de menta que acostumbraban a tomar. Es así que mezclado con distintas plantas aromáticas, el té se convirtió en una bebida que nunca dejo de estar de moda.
Se convirtió en el pretexto de agradables reuniones familiares, amicales y profesionales para por fin convertirse mezclado con menta o otras hierbas aromáticas en la bebida nacional símbolo de la cultura marroquí.
El te es la expresión de todo un estilo de vida es la manera de expresar la hospitalidad y la convivialidad marroquí. Es una tradición en cada casa ofrecer un vaso de té a los visitantes normalmente acompañado de dulces. Se presenta en una bandeja cubierta de un mantel bordado, con varios objetos de metal .
« Tout l ‘univers se retrouve dans la théière. Plus exactement la sinia plateau circulaire) figure la terre, la théière le ciel, les verres la pluie, le ciel par la pluie s’unit a la terre » ….Abdellah Zrika
El té utilizado en Marruecos es el te verde, siendo la variedad mas habitual y consumida el Gunpowder, té de color verde pálido con un sabor fuerte. Marruecos es de los mayores consumidores de este té.
La ceremonia del té en marruecos varía en función de las regiones pero también en función de los medios de las personas. Es en Rabat y en Fes que la ceremonia del té es un verdadero símbolo del saber vivir. Huyendo de la reconquista Española, las familias andaluzas que había encontrado refugio en estas dos ciudades, reconstituyeron el art e de vivir que dejaron en Andalucía. El te en marruecos se sirve a todas horas , y sin embargo obedece a todo un ceremonial.Por la mañana en el desayuno se sirve una infusión ligera donde se pone una pequeña cantidad de té y mucha hierba buena, solo a partir de la once de la mañana el té se servirá más fuerte.
El té en el Sahara:
Grandes amantes del té verde, los pueblos del Sahara, expresan a través del compartir el te con los visitante el símbolo de su generosidad…Pequeñas teteras, vasos minúsculos, decocción acre en el primer vaso, luego extremadamente dulce y almibarado. El ritual se compone de tres vasos, a veces cuatro. En alguna ocasiones se perfuma el té con menta, “gartoufa”:una mezcla de clavo, lavanda, y a veces con pimienta.
Los tuareg llaman “Timia” este ritual de tomar los tres vasos de té conversando. El té se acompaña de un trozo de torta de pan cocido encima de cenizas, en la misma arena del desierto. Se sirve tal cual o mojada con leche de oveja azucarada o leche fermentada.
Bibliografia y fotos : Cuisine du Maroc
Anuncios

Autor: Aromas & sabores

Soy una apasionada de gastronomía, olores y aromas y de todo lo natural. Como amante de la cocina ,los sabores, siempre fueron muy importantes para mi, en la elaboración y degustación de cualquier receta. Poco a poco fui descubriendo las plantas aromáticas , los aromas que desprenden y el sabor que añaden a los platos. Las esencias extraídas de estas plantas, los aceites, la materias primas naturales y sus grandes propiedades. Un mundo fascinante por el que me paseo desde hace mucho años. Convencida de que solo deberíamos cuidarnos a base de productos naturales, hoy a través de este blog decidí compartir esta pasión con todos los que de llegaran hasta este espacio abierto . Bienvenidos a mi mundo aromático. Gracias a todos por suscribir a este blog !!! Vuestros comentarios son bienvenidos por favor dejar notas y contactar conmigo para cualquier información. Y si desean escribir unos post en mi blog ,bienvenidos a bordo!

Los comentarios están cerrados.